Un consejero de Esperanza Aguirre cobraba un 10% en mordidas