Análisis ‘LM4’: el efecto dominó de dejar caer las pensiones