En imágenes: La explosión de una planta química provoca una columna de humo de 200 metros