La Guardia Civil se incauta, por primera vez, de documentación oficial relacionada con el censo para el 1-O