ETA comunica por carta que disuelve “todas sus estructuras” y cierra su “ciclo histórico”