El FMI mejora sus previsiones para España que crecerá un 2,8 % este año