Barreda, sobre la sede ‘alternativa’: “Es un sinsentido, hace un ruido innecesario, es absolutamente reprobable”