El ping-pong de Albert Rivera: "No somos marca blanca, somos marca Premium"