Crespo presuntamente pagó con su tarjeta una estancia de Ana Botella en Nueva York