Revilla: "Lo de los preferentistas es un crimen de Estado"