La policía busca a los niños en un colector