El peor momento de Nathalia no fue esquivar el cáncer: “Ver a mi hija sufrir violencia de género es lo peor”