La madre de Amèlie le quita el móvil y ella… ¡Lo rompe TODO!