Andrés se encara con Jero, le golpea y le quiere echar de casa: "¡Aquí mando yo!"