Irina Shayk y Rita Ora protagonizan el calendario de adviento más explosivo