La nueva sabiduría de Tito acaba por levantar el odio entre los socios del 'Gym Tony'