Una vecina predijo en sueños el asesinato: "Antonia gritaba entre las llamas, con un niño en su vientre"