Susanita quema su último cartucho… ¡Toma cucharita!