Cientos de skaters piden en Cibeles que las calles de Madrid sigan abiertas al monopatín