Marca su primer gol como profesional y se lo dedica a su hermana, asesinada con 11 años