Lo que ocurrió tras las citas, al ritmo de “Loco Enamorado”