Y en un futuro no muy lejano... ¿qué fue de nuestras parejas?