Miriam se declara morbosa mientras que Javi no se anda con rodeos: “Yo soy guarro más que ná”