Dos años de amor con un equipo maravilloso