El inesperado hachazo de Boris, el "falangista joseantoniano", a su cita del PP