Le hace pensar que quiere otra cita y a la hora de la verdad… ¡Le dice que no!