¡Pedro da el paso y viaja a Madrid, solo con billete de ida, para quedarse con Alba!