Danny, Alba y su propia versión de ‘beso de película’ que les deja con ganas de más