Alberto, a Hanna: "Te voy a proponer una cosa ¿Me enseñarías tus pies por favor?"