El tenso encuentro de Boro Barber con el cuidador acusado de estafar a una pareja de ancianos desvalidos