Los niños del barrio de Paco y Quique se quedan sin parque de bolas