José Carlos y Carmen tropiezan y el error les cuesta 12.000 euros