El tira y afloja entre Brasil y el PSG por Neymar