LeBron y Thomson hacen magia con los Cavs: asistencia y matazo