Roja y gol de cabeza, de record