Del sufrimiento a la euforia: Los familiares de Ceballos, Fabián y Dani Olmo celebraron la victoria por todo lo alto