La pasión de una aficionada canadiense con Sergio Ramos: Once horas para conseguir su autógrafo