El saque de banda más esperpéntico: Gunter sacó el balón desde la “línea de sombra”