El detalle de Riqui Puig que levantó al público japonés: pase con espuela sin mirar