Los recuerdos que se llevaron los jugadores blancos de la final de Champions