Raúl Bravo podría ser el cabecilla de la Operación Oikos, según medios nacionales