El PSG empieza a valorar la opción de que Neymar se quede: Barça y Madrid, a la espera