“La clave es que el asistente no levanta el banderín en el momento del pase a Mbappé”