La Policía encuentra varias armas blancas en coches de ultras sevillistas que se dirigían a ver el Real Madrid-Sevilla