Un oso persigue a una despistada esquiadora y el vídeo se vuelve viral