Los líderes de un maratón son descalificados por seguir a un coche desviado