Villanueva (Steelers) asume la culpa de quedarse solo en el túnel de vestuarios al sonar el himno estadounidense