El Comité Paralímpico Internacional mantiene la sanción a Rusia y decidirá en enero su presencia en los Juegos