Ona Carbonell, y el arte español en natación sincronizada: "La sangre española no la tiene ningún otro país"