El director de carrera de la Fórmula 1 siembra la polémica: "El incidente entre Hamilton y Verstappen era 100% sancionable"